La sangre es lo que nos une a todos
y nos da la vida

responsive web templates
¿Cuál es tu grupo?

¡Conocer tu grupo sanguíneo es importante, tanto para dar como para recibir sangre!

Sigue a tu grupo, compártelo
úsalo en tu perfil.


En el año 1900, el médico austriaco Karl Landsteiner observó que al juntar muestras de sangre de personas diferentes podía ocurrir que la sangre se mezclase sin ningún problema (sangre compatible) o que se destruyesen los glóbulos rojos (sangre incompatible).

Landsteiner describió 3 grupos de sangre llamados grupo A, grupo B y grupo O (clasificación ABO) y ganó el Premio Nobel de Medicina en 1930. Posteriormente se identificó el grupo sanguíneo AB, formando así los cuatro grupos sanguíneos actualmente utilizados en el sistema ABO.

En 1940, el mismo Karl Landsteiner descubrió la existencia del factor Rh, que provoca la incompatibilidad de algunos grupos de sangre a pesar de respetarse el sistema ABO. A partir de entonces se añadió el factor Rh positivo o Rh negativo a la clasificación ABO, según la existencia o no de un antígeno en la superficie de los hematíes o glóbulos rojos.

Tabla

¿Vas a tener un bebé?

El grupo sanguíneo del bebé no es hereditario aunque está determinado por la genética de los progenitores. Una pareja donde la madre es A y el padre es B puede tener un hijo con un grupo sanguíneo de tipo 0.

Conocer el grupo sanguíneo puede ayudar a descartar posibles incompatibilidades sanguíneas que puedan afectar al bebé durante el embarazo. A las mujeres embarazadas Rh negativo se le administra una dosis de anticuerpo anti-Rh (gammaglobulina anti-D) para evitar el síndrome de incompatibilidad Rh en el caso de que el bebé sea Rh positivo, durante las 72 horas posteriores al primer parto (incluyendo aquellos que no llegan a buen término) o en la semana 28 de gestación.

¡COMPARTE!

© Copyright 2018 Conéctate Soluciones y Aplicaciones SL - All Rights Reserved
>contacto@conectate-soluciones.com<